Este fue un proyecto en colaboración con María Jerez que formaba parte de su investigación Maria gaat naar school desarrollado en el Centro Coreográfico de Montpellier y la École Maternelle Florian. Durante tres semanas los alumnos de la escuela (de 3 a 6 años) me enseñaron a hablar francés.

Buscábamos cómo trabajar de forma horizontal, dejando que surgiera lo que aparece en el medio, rompiendo las jerarquías entre enseñantes y enseñado, desbordando la economía del aprendizaje (100 profesores y profesoras para un solo alumno). 

Más información sobre la continuidad del proyecto, en la web http://mariajerez.tumblr.com/